Para Ser Una Buena Madre Hay Que Ser Una Buena Mujer

Oct 12, 2009 at 1:09 am |
By

By: Dra. Marlene Davis Link

(HMC website – A Good Mom Starts with a Good Women) “Cuando dejé de ver a mi madre con ojos de niña, pude ver una mujer que me ayudó a dar a luz a mí misma.”Nancy Friday Como sicóloga, he conocido muchas mujeres que están en la famosa fase llamada “Nido Vacío.” Creo que toda mujer experimenta un tipo de pérdida, cuando los hijos crecen y se van a vivir su vida de adultos. Sin importar a que edad se experimenta este cambio en la vida, la clave para sobrevivir este nuevo capitulo es el cuidarse a uno mismo, tanto como individuo que como madre. ¿Cómo te describirías? ¿Cuán larga sería tu lista de cualidades? Sin lugar a duda, ser madre es un regalo maravilloso que viene acompañado de mucho gozo, pero a su vez, de muchas responsabilidades. Sin embargo, ser madre es una pieza que se añade a un rompecabezas que ya existe. Nunca debería reemplazar lo que eres como mujer, sino reforzar la mujer que eres. Usualmente es muy fácil olvidarse de uno como persona al momento de ser madre, pero debemos recordar que los hijos aprenden más de una madre que comparte intereses con ellos. Todos estamos familiarizadas con la frase “No pongas todos los huevos en una canasta.” Inconscientemente, muchas madres les enseñan esta lección a sus hijos al envolverlos en muchas actividades diferentes. Hasta las universidades, al momento de admitir nuevos estudiantes, le dan mas peso a las experiencias que el estudiante posee que a su promedio académico. Sin embargo, muchas veces tendemos a olvidamos de esta filosofía al convertirnos en madres. Sí, esto es prueba clásica del dicho viejo que dice “Haz lo que digo, y no lo que hago.” Por experiencia propia les digo – esto no funciona así. Cuando mi hija de cuatro años me pregunta cosas de mí como persona y no como madre, siempre me sorprendo al escuchar en su voz el interés y la emoción. Soy sicóloga mitad del día y madre a tiempo completo. Al final de un día de trabajo, mi hija y yo nos acostamos en su cama, leemos un cuento y hablamos de nuestro día. Usualmente, tiendo a comenzar preguntándole como pasó el día en la escuela y ella siempre me responde lo mismo “No, primero dime de tu trabajo. ¿Que hiciste hoy? Su visión y entendimiento de mi trabajo es que soy una doctora que ayuda a las personas a sentirse mejor cuando están tristes. Siento que ella se emociona cuando le hablo de mis historias. Ya me la imagino probando las comidas que como, escuchando la música que escucho, hablar de querer ser una doctora como yo, y mucho más. Detente por un minuto y piensa en las preguntas que tus hijos te preguntan. ¿Cuál es tu color preferido? ¿Qué canción te gusta más? ¿Qué te gusta hacer? Si te dedicas a escuchar a tus hijos detalladamente te darás cuenta que ellos les interesa saber de ti más que saber si les hiciste comida o no. Una de las satisfacciones más grandes es el poder dejarles saber que su madre es una mujer completa, en todo el sentido de la palabra. Ellos quieren conocerte y saber de ti. De la única manera que lograras enseñarles de ti, es conociéndote a ti misma; redescubriendo tu identidad. ¡En otras palabras, el secreto para ser una excelente madre, es llegar a ser una excelente MUJER! La Dra. Marlene Davis Link es sicóloga y madre orgullosa de Kayla, de tres años de edad, y de Owen, de un año de edad. Ella tiene un Doctorado en Sicología Clínica y ha trabajado con niños, adultos, y parejas por más de diez años. Su entrenamiento incluye trabajo con jóvenes en riesgo y sus familias, mujeres, relaciones, estrés, manejo del enojo, y enfermedades mentales. Además, Dr. Davis Link ha presentado varias conferencias sobre el impacto, tratamiento y actividades para prevenir los problemas mentales que envuelven la alimentación.

By: Dra. Marlene Davis Link (HMC website – A Good Mom Starts with a Good Women) “Cuando dejé de ver a mi madre con ojos de niña, pude ver una mujer que me ayudó a dar a luz a mí misma.”Nancy Friday Como sicóloga, he conocido muchas mujeres que están en la famosa fase llamada […]